El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player



 


¿Cómo vivimos?

La característica de nuestro instituto es ser mujeres consagradas que viven en comunidad los votos de pobreza, castidad y obediencia, pero insertadas también en el mundo por alguna labor especifica; es decir, dedicando parte de nuestro tiempo a ejercer un trabajo remunerado, que por supuesto sea un trabajo honesto donde podamos ejercer nuestra profesión, no necesariamente en una parroquia; y otra parte de nuestro tiempo a la práctica de obras de piedad propias de la Vida Religiosa como son la asistencia a la Santa Misa, el rezo del Breviario, visitas al Santísimo, rezo del Santo Rosario, además de la oración personal. Buscamos vivir nuestra consagración (las bienaventuranzas escatológicas) en medio de la cotidianeidad del mundo dando testimonio de una vida cristiana comprometida sometidas en obediencia a nuestro Director Espiritual y al Magisterio de la Iglesia.

     Conscientes de que en la Iglesia son necesarias las misiones, así como la asistencia a los más pobres y necesitados, en nuestra Comunidad buscamos descubrir, desde nuestro lugar de trabajo, desde nuestro entorno cotidiano a aquellos necesitados, pobres de amor, pobres de consuelo, de alguien que los escuche y les haga saber que son y valen por ser personas no por lo que hagan o por lo que tengan, alguien que les haga saber que son criaturas de Dios no sólo superiores a las demás criaturas, sino además llamadas a ser sus Hijos. Esta labor la realizamos principalmente por medio de la Evangelización Kerygmática.

     Externamente nos identificamos -si puede considerarse como una característica distintiva- por una sencilla insignia (un crucifijo) y por vestirnos honestamente pero sin llevar hábito, buscando siempre que nuestra apariencia refleje la armonía interior y pretendiendo que sea el testimonio de vida cristiana, la forma de vivir el Evangelio lo que hable de nuestra consagración y no el atuendo.

 

 

COMUNIDAD RELIGIOSA

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Dame Señor, un corazón humilde para aceptar tu voluntad en mi.

Comunidad Kerygma.
contacto@kerygma.mx
Hermosillo, Sonora, México.
Todos los Derechos Reservados ©.